Pasar al contenido principal

¿Qué son los datos abiertos?

El Portal europeo de datos recopila metadatos a partir de información del sector público disponible en portales de datos de acceso público de los distintos países europeos. También ofrece información sobre el proceso de suministro de datos y los beneficios de reutilizarlos.

Los datos (oficiales) abiertos —también denominados «información del sector público» y «Open Data»— son aquellos recopilados, generados o financiados por organismos públicos y que pueden reutilizarse para cualquier fin sin coste alguno. La licencia establece las condiciones de uso. Los principios por los que se rigen los datos abiertos se explican detalladamente en la página Open Definition.

Se entiende por información del sector público aquella que pertenece a las administraciones públicas. La Directiva relativa a la reutilización de la información del sector público ofrece un marco legal unificado para el establecimiento del mercado europeo de datos en poder de las instituciones públicas. Este instrumento se asienta sobre los pilares básicos del mercado interior: la libre circulación de datos, la transparencia y la competencia leal. Conviene puntualizar que no todos los contenidos del sector público son datos abiertos.

En estos enlaces puede hallar más información sobre la Directiva ISP y otras actividades no legislativas de la Dirección General de Redes de Comunicación, Contenido y Tecnologías (DG CONNECT) sobre esta materia.

Las ventajas de utilizar datos

Entre los diversos beneficios que brindan los datos abiertos se encuentran una mayor eficiencia de las administraciones públicas, el crecimiento económico del sector privado y un mayor bienestar social.

Los datos abiertos pueden mejorar el rendimiento y contribuir a la eficiencia de los servicios públicos. El intercambio de datos entre sectores permite optimizar los procesos y los servicios públicos, por ejemplo, ayudando a detectar gastos innecesarios.

La economía puede beneficiarse de un mejor acceso a la información, los contenidos y los conocimientos, lo que a su vez estimula el desarrollo de servicios innovadores y nuevos modelos de negocio.

El hecho de que la información sea más transparente y accesible contribuye al bienestar social. Los datos abiertos favorecen la colaboración, la participación y la innovación social.

Imagen
Benefits of Using Data

 

La economía puede beneficiarse de un mejor acceso a la información, los contenidos y los conocimientos, lo que a su vez estimula el desarrollo de servicios innovadores y nuevos modelos de negocio.

En 2016 se espera que el volumen de negocio del mercado de datos abiertos de la UE 28+ ascienda a 55 300 millones de euros. Entre 2016 y 2020 este mercado aumentará un 36,9 %, situándose en 75 700 millones de euros en 2020, una vez corregida la inflación. Para el periodo comprendido entre 2016 y 2020 el mercado directo acumulado se calcula en 325 000 millones de euros.

Imagen
Direct market size

 

Imagen
Jobs created

 

Se crearán nuevos empleos como resultado de este impulso económico y también crecerá la demanda de trabajadores capacitados para trabajar con datos. En 2016 existirán 75 000 empleos relacionados con los datos abiertos en el sector privado de la UE 28+. Para 2020, esta cifra rozará los 100 000 empleos relacionados con los datos abiertos. De aquí a 2020 se habrán creado cerca de 25 000 puestos de trabajo directamente relacionados con los datos abiertos.

Los datos abiertos puede aportar una mayor eficiencia al sector público. El intercambio de datos entre sectores permite optimizar los procesos y los servicios públicos, agilizando el acceso a la información. Se estima que el ahorro acumulado en el gasto de la UE 28+ para 2020 será de 1 700 millones de euros.

Imagen
Saved in costs

 

Los datos abiertos aportan eficiencia, ya que la información está disponible en tiempo real y es fácilmente accesible, lo que mejora la toma de decisiones de los distintos actores. Analizaremos tres casos prácticos más a fondo: cómo pueden los datos abiertos salvar vidas; cómo pueden utilizarse para ahorrar tiempo; y cómo pueden beneficiar al medio ambiente. Los datos abiertos permiten, por ejemplo, salvar 7 000 vidas al año al agilizar las tareas de reanimación. Además, aplicados a los sistemas de gestión del tráfico, pueden ahorrarnos 629 millones de horas de espera innecesaria en las carreteras de la UE. 

Imagen
Better Decisions

En este enlace puede ver una síntesis de los hallazgos del estudio sobre los beneficios económicos de los datos abiertos:

Read more

Lista de comprobación para el Uso de Datos

Pasos esenciales que debe seguir antes de utilizar los datos.

Antes que nada, hay que tener acceso a los datos. Los datos no son un fin en sí mismos, sino que pueden utilizarse de distintas formas y servir a distintos propósitos. Asimismo, pueden estar asociados a varios tipos de licencias, estar en distintos formatos y ser de mayor o menor calidad.

Su objetivo

Defina su objetivo: la utilización de datos abiertos puede añadir valor a sus actividades de distintas formas. Los datos abiertos permiten recabar información sobre un determinado tema en el que se desea profundizar o incluso sobre el que se quiere escribir (como en el caso del periodismo de datos). Los datos abiertos también pueden aportar información necesaria para una aplicación o un servicio; así, pueden ofrecer detalles sobre colegios a los desarrolladores de una herramienta para ayudar a los padres a encontrar el centro más adecuado para sus hijos. Las empresas pueden utilizar los datos abiertos para optimizar los perfiles de sus clientes y satisfacer mejor sus necesidades. Ya sea para fines privados o comerciales, los datos abiertos ofrecen todo un abanico de posibilidades.

Identifique las etiquetas de los datos: una vez definido el objetivo de los datos, es importante determinar si se ajustan a sus necesidades, para lo cual debe comprobar los metadatos, esto es, los datos sobre los datos. Por ejemplo, si desea crear una aplicación para identificar los mejores colegios de educación primaria de un barrio, debe comprobar si los conjuntos de datos que pretende utilizar incluyen centros que imparten educación primaria, si estos se encuentran en la zona de interés y si se dispone de indicadores de su rendimiento.

Licencia abierta

Compruebe si se trata de datos abiertos: consulte la información de la licencia asociada al conjunto de datos. Asegúrese de que existe una licencia que permita utilizar los datos como tiene previsto, esto es, que autorice la reutilización con fines de lucro, si lo que va a desarrollar es una aplicación comercial.

Compruebe los requisitos de atribución de autoría: la licencia podría exigir que las personas que utilicen los datos hagan la debida mención a quien los publica, lo que implicaría incluir una referencia al propietario en el producto o servicio. Es lo que se conoce como atribución de autoría.

Compruebe si se requiere compartir bajo la misma licencia: si se indica que los usuarios que combinan los datos con otros también deben publicar estos últimos como datos abiertos, ello implica que debe divulgar sus propios datos bajo una licencia similar, tras añadirlos a la fuente original. Esta modalidad se denomina compartir bajo la misma licencia o «share alike». Asegúrese de que la licencia se ajusta al fin al que va a destinar los datos.

Open Licence Assistant

¡Si no se dispone de una licencia, no es posible consultar las condiciones de uso! En tal caso conviene ponerse en contacto con el propietario de los datos para comprobar los usos autorizados.

Formato del archivo

Tras constatar que un conjunto de datos en concreto se ajusta exactamente a sus necesidades, probablemente podrá descargar los datos en varios formatos de archivo. Debe elegir el formato más adecuado para usted en función de sus conocimientos de informática. El formato más habitual para descargarse los datos en forma de tabla es «.csv». Esta opción permite añadir información al archivo o realizar cálculos con los datos. Los conjuntos de datos que pueden modificarse se publican en un formato abierto. La mayoría de conjuntos de datos están disponibles en formato abierto, pero algunos no pueden modificarse, como es el caso de los archivos «.pdf».

Calidad de los datos

La página en la que se aloja el conjunto de datos que desea descargar suele indicar la última fecha de modificación del archivo. Si necesita restringir los datos a un periodo determinado, debe comprobar si están fechados o si se han actualizado recientemente. Conviene comprobar que el archivo contiene la información esperada y asegurarse de interpretar correctamente las etiquetas. 

En el siguiente enlace hallará una breve lista de verificación elaborada por el Open Data Institute:

Forma

  • ¿Cómo se han procesado los datos?
  • ¿Son datos primarios o han sido procesados?
  • ¿En qué sentido afecta su forma a su análisis/producto/aplicación?
  • ¿Qué transformaciones sintácticas (lenguaje) y semánticas (significado) serían necesarias?
  • ¿Son compatibles con otros conjuntos de datos de los que dispone?

Calidad

  • ¿Se trata de datos recientes?
  • ¿Con qué frecuencia se actualizan?
  • ¿Comprende todos los campos y su contexto?
  • ¿Durante cuánto tiempo se mantendrá la publicación? ¿A qué se ha comprometido quien publica los datos?
  • ¿Qué información posee sobre la precisión de los datos?
  • ¿Cómo se gestiona la ausencia de datos?

Eche un vistazo al Portal europeo de datos para comprobar si puede ofrecerle los datos que necesita.